Este pan de queso rápido  de origen italiano es más sencillo de elaborar que el pan normal ya que no necesita amasado ni tiempo de reposo de la masa

Es por esto que hago esta receta de pan en lugar del pan normal ya que se hace en un momento y no tengo que estar esperando a que la masa aumente de tamaño, es decir dejar que la levadura haga fermentar la masa para meterla en el horno. Aunque haya en casa alguien que no le guste el queso, no es problema ya que no se ve, sólo le aporta un toque especial que te encantará. La primera vez que probé este tipo de pan fue en un restaurante en Miami llamado Red Lobster, es una cadena y se puede encontrar por todo Estados Unidos. Es un restaurante, como su nombre indica, especializado en langosta. Allí la langosta no es tan cara como aquí, puedes comer en un restaurante langosta por 25 $ buenísima. Como cortesía de la casa te ofrecen una cestita con panecillos de este tipo recién horneados. Desde que lo probé no he parado de pensar en ese pan y por fin he dado con la receta.

Puedes hornearlo en un molde tipo cake para que te salga como pan de  molde o puedes hornearlo en forma de pequeños bocadillos. De esta forma puedes hacer el primer horneado, una vez fríos, congelas los bocadillos, y cuando te haga falta pan lo que has de hacer es descongelar los bocadillos y proceder al segundo horneado. Así tendrás pan recién hecho siempre que quieras.

Receta de pan super rapido, con queso y cerveza, espectacular!!

Receta de pan super rapido, con queso y cerveza, espectacular!!

INGREDIENTES:

360 gr de harina, en esta receta he usado harina normal pero yo prefiero harina integral de espelta

1 Cuch de levadura

1 cucharadita de sal

3 Cucharadas de azúcar

1 lata de cerveza

1 taza y media de queso rallado

2 cucharadas de mantequilla fundida

ELABORACIÓN:

Engrasa un molde alargado

En un bol mezcla la harina, levadura, sal y azúcar. Haz un agujero en el centro. Añade una taza de queso rallado y la cerveza dentro del agujero. Mezcla bien la masa con ayuda de una cuchara hasta obtener una masa homogénea.

Vierte la mezcla en el molde. Añade el queso restante por encima (si no quieres que se note que lleva queso no lo añadas, el resultado es parecido). Añade 1 cucharada de mantequilla derretida por encima

Hornea durante 30 minutos

Sacar del horno y verter otra cucharada de mantequilla por encima

Hornear otros 25-30 minutos o hasta que esté bien dorado por encima

 

Prueba esta receta, te encantará, yo estoy contentísima de haberla descubierto por fin.